Imprimir

Macquarie anuncia que invertirá en 20 GW de energía limpia en los próximos cinco años

La CEO del grupo inversor australiano Macquarie Group, Shemara Wikramanayake, ha anunciado en elBloomberg Global Business Forum celebrado en Nueva York planes para desarrollar una cartera importante de proyectos de energía limpia, con el objetivo de invertir en 20 GW de nuevos proyectos en todo el mundo a través de su subsidiaria recientemente adquirida, Green Investment Group.

 

La compañía dijo que desarrollaría la cartera de energía limpia de 20 GW en solo cinco años, con inversiones para realizar en nuevos proyectos, en lugar de adquirir proyectos existentes. El compromiso es apoyar la realización de proyectos en todo el mundo, basándose en la cartera existente de inversiones en energía limpia de Macquarie en Australia y Europa.

“Durante la última década, hemos desempeñado un papel de liderazgo para facilitar el cambio hacia las energías renovables, con un enfoque particular en tratar de abordar los diversos desafíos que quedan para una transición completa, incluida la necesidad de una cartera más sólida de proyectos e integrarlos con las redes de energía», dijo Wikramanayake.

«Estamos ampliando cada vez más nuestro enfoque al buscar nuevas soluciones para la reducción de emisiones en la agricultura, los residuos y los bienes raíces, y trabajando para garantizar que nuestras inversiones en infraestructura sean más resistentes al clima».

Macquarie espera utilizar las relaciones corporativas existentes que ha construido a través del Green Investment Group para asegurar acuerdos de compra de energía para cada uno de los nuevos proyectos del plan de 20 GW, lo que ayudará a apuntalar la viabilidad financiera de los proyectos.

Las inversiones casi duplicarían la capacidad de energía renovable que Macquarie ha financiado desde 2010. Entre Macquarie y Green Investment Group, alrededor de 22GW se han financiado desde 2010. Establecer un plazo de cinco años para respaldar la inversión en 20GW adicionales representa un aumento significativo de la actividad de inversión en energía limpia por parte del grupo.

En agosto, Macquarie recaudó 1.000 millones de dólares australianos en nuevo capital accionarial a través de una colocación institucional, y el banco citó un período activo de inversión en proyectos de energía renovable como uno de los factores que hacen necesario el aumento de capital.

Macquarie ha dicho que la cartera incluirá hasta 4 GW de proyectos de energía limpia en mercados emergentes, fuera de los países miembros de la OCDE.

Macquarie buscará construir sobre sus alianzas con el Fondo Verde para el Clima de las Naciones Unidas para realizar inversiones en las economías emergentes y en desarrollo, incluida la asistencia para el establecimiento de un nuevo banco verde financiado por el gobierno en Mongolia.

Como parte del anuncio, Macquarie dijo que apoyaría la Iniciativa de Liderazgo de Climate Finance, formada en enero por el ex alcalde de Nueva York y enviado especial de la ONU para la acción climática Michael Bloomberg. La iniciativa buscará fortalecer el entorno de inversión en las economías emergentes, con Macquarie como miembro fundador de la iniciativa.

El Green Investment Group fue fundado originalmente por el Gobierno británico en 2012 como un vehículo para la inversión de fondos del gobierno en infraestructura verde, y se lo vendió a Macquarie Group en 2017 por 2.300 millones de libras.

El año pasado, Macquarie también adquirió Conergy Asia, dando acceso a la firma a un equipo de 88 expertos en proyectos solares y una cartera de desarrollo de más de 500 MW de proyectos solares en toda la región de Asia-Pacífico.

Macquarie no ha sido tímido a la hora de realizar operaciones en el sector de la energía limpia. En agosto, la empresa adquirió una participación del 40% del parque eólico marino East Anglia ONE de Iberdrola, por alrededor de 1.600 millones de euros (en lace). Con 714 MW, el proyecto East Anglia ONE se convertirá en uno de los proyectos eólicos marinos más grandes del Reino Unido.

Macquarie también anunció que se uniría a la iniciativa RE100, comprometiéndose a garantizar que toda la electricidad utilizada para alimentar las oficinas de las empresas y los centros de datos del grupo sea renovable para 2025.

fuente: elperiodicodelaenergia.com