El Gobierno autoriza inversión de EDP en sociedades adquiridas de Viesgo

Parque eólico El Marquesado - Viesgo Corporativa

El Consejo de Ministros ha autorizado una inversión a EDP en las sociedades Fresco International, Viesgo Producción, Viesgo Renovables y Viesgo Europa.

Estos activos de Viesgo pertenecen al acuerdo alcanzado el pasado verano por la energética lusa con el fondo australiano Macquarie para su adquisición.

A mediados del pasado mes de noviembre, el Gobierno aprobó ampliar la reforma de la normativa sobre inversiones exteriores al objeto de impedir que empresas o inversores de otros países la Unión Europea pudieran hacerse con el control de entidades españolas de sectores estratégicos aprovechando la caída de su cotización por la pandemia del Covid-19. Esta medida estará vigente hasta el 30 de junio de 2021.

El pasado mes de julio, EDP alcanzó un acuerdo con el fondo de inversión australiano Macquarie para la compra del 100% de los activos de Viesgo, en una operación valorada en 2.700 millones de euros.

El acuerdo incluía todos los activos de la compañía de origen cántabro, entre los que se encuentran distribuidoras eléctricas con más de 695.000 puntos de suministro, 0,5 gigavatios (GW) de generación renovable y dos centrales de generación térmica, en proceso de desmantelamiento con el cierre previsto antes de 2021 y con casi 1 GW de potenciales derechos de acceso a la red.

EDP integraría así los activos renovables en su filial EDPR, gestionaría los derechos de conexión tras el cierre de las centrales térmicas y constituiría, junto a Macquarie, una alianza para los negocios de distribución eléctrica de Viesgo, Begasa y E-Redes. La alianza tendrá 50.000 kilómetros de redes y 1,3 millones de puntos de suministro.

Macquarie contaría con un 24,9% de la sociedad y EDP, que gestionará la misma, mantendría un 75,1%, controlando y consolidando los activos. A ella, Macquarie aportará los 31.411 kilómetros de redes de distribución de electricidad reguladas en el norte de España que posee Viesgo y EDP aportará E-Redes, su red de distribución de electricidad de 20.766 kilómetros.

Por su parte, Viesgo vendería sus activos de generación de electricidad restantes, que representan aproximadamente 500 MW de energía renovable y 913 MW de energía por combustión de carbón, que se desmantelará próximamente.

fuente: europapress.es